miércoles, 29 de diciembre de 2010

Vuelven Roberto Alcázar y Pedrín ¡A todo color!

El Noticiero
ROBERTO ALCÁZAR Y PEDRÍN


Ostras Pedrín. Roberto Alcázar y Pedrín de nuevo están en los kioscos de la mano de Planeta De Agostini. Hace ya 70 años que sus cuadernos aparecieron por primera vez en España. Eduardo Vañó ilustró este popular cómic. Los guiones de los primeros números contaron con Juan Puerto, el propio fundador de la Editorial Valenciana donde se publicaban estos cuadernillos. Hubo otros guionistas, aunque lo normal es que no aparecieran las firmas en aquellos años. Esto se explica en la propaganda que se adjunta con el primer ejemplar.
Este es un cómic hijo de su tiempo. No entiendo esta reedición totalmente desfasada que creo esta condenada al fracaso. Ni la nostalgia más pura podrá digerir estas aventuras para los ya muy adultos que las leían entonces.
La edición es en tapa dura y cada número consta de unos seis a diez cuadernillos con su correspondiente portada y en formato apaisado. Los tomos no tienen textos explicativos. Y, ¡sacrilegio! Han sido coloreados nuevamente, y además en hojas que no están marchitas, ni desgastadas, ni amarillentas, no hay grapas, ni manchas de humedad, ni polvo. ¡En que estarán pensando los malvados editores! ¡Queremos las típicas manchas de aceite de bocadillo de chorizo que acompañaban aquellos números de antaño!


Debo de ser el único que ha encontrado agradable a la vista este nuevo color que le han dado. Hasta me han entrado ganas de leerlo y todo. Roberto alcázar y Pedrín era un cómic sobrio, con dibujos algo toscos, y apenas fondos. Si a todo esto le añadimos el “glorioso” blanco y negro (en aquellos años era impensable hacerlo a todo color), y las tramas llenas de violencia y continuas heroicidades de bravo español, tenemos un cómic de sabor rancio de muy difícil atractivo para nuevos lectores. Por otra parte es bueno descubrir a los que amamos este arte uno de los cómics más vendidos y longevos de la historia en España, yendo solamente a un kiosco. Claro que para ello no hará falta hacerse con los más de cincuenta números de la colección de Planeta. Yo encuentro el color sin grandes estridencias y no me importa que anteriormente fuera en blanco y negro. No soy tan purista y quisquilloso. Lo que debería importar es que increíblemente ha salido este clásico a la luz. Al final habrá que pensar lo que dijo una vez Quentin Tarantino de porque nunca haría una película basada en un cómic.


Cada tomo cuesta 7,99 euros. Más información

2 comentarios:

GO dijo...

Se lo pueden meter en la camisa azul, el coleccionable.

ElRinconDelTaradete dijo...

Je, muy gracioso.