jueves, 8 de enero de 2015

Charlie Hebdo

En pleno 2015 y que aun haya individuos que actúen así. Morir por unas viñetas. Matar cobarde y desalmadamente a simples dibujantes. Cada uno es libre de pensar y expresar lo que quiera. Eso es la democracia.  Las creencias religiosas no están por encima de la vida. Hoy es un día triste para todos y para los que amamos este arte que es el cómic.